Aún no son localizados los tres estudiantes de cine desaparecidos en Jalisco, el pasado 19 de marzo y ya hay otros tres jóvenes más desaparecidos. Uno de ellos, se llama José Armando Pérez Bustamante, estudia la licenciatura en Economía en el Centro Universitario de Ciencias Exactas y Administrativas (de la UDG).

Los tres muchachos no aparecen desde la noche del pasado domingo, cuando se les vio por última vez mientras viajaban en dos autos compactos, propiedad de sus padres, por la colonia Paseos del Sol en el municipio de Zapopan.

“El día domingo a partir de las 10 de la noche, no se sabe nada absolutamente de su paradero, de ninguno de los tres jóvenes. Uno de ellos estudiante de la Universidad de Guadalajara. Hoy se reunieron las familias, todas, con el fiscal de desaparecidos”.

En la Fiscalía General de Jalisco ya fueron presentadas las denuncias por la desaparición de estos tres jóvenes: Jorge Armando Pérez de 21 años de edad, Juan Rubén Torres Pérez de 25 años y Francisco Javier Barajas Escalante de 29 años de edad.

Hace 22 días que desaparecieron los estudiantes de cine en el municipio de Tonalá y falta una semana para que se cumpla el ultimátum del gobernador Aristóteles Sandoval a la Fiscalía para esclarecer el caso, indignados jóvenes universitarios se reunieron en la rebautizada glorieta de los Desaparecidos y se colocaron vendas blancas con una leyenda en los ojos y en la frente.

“Después de esos días de incertidumbre nos encontramos con las siguientes inconsistencias: de entrada no hay un fiscal para desaparecidos; segundo, no hay presupuesto para la búsqueda de los desaparecidos; tercero, no hay un Comité estatal de búsqueda; cuarto, no existe un Comité Nacional de búsqueda. No son tres desaparecidos, nos dimos cuenta que se cuentan por  miles. No sirve su famosa línea del 911. El C5 que tanto presumen reportaron que no funcionó en el lugar de los hechos, porque había una cámara. Siempre tratan de justificar su ineptitud”.

Además los muchachos se quejaron de las cuantiosas campañas políticas: “Estamos presenciando las campañas políticas más caras de la historia de México, casi 2 mil millones de pesos le están costando al país, 440 millones 260 mil pesos están destinados para la publicidad y basura que se genera en campañas aquí en Jalisco, pero solo la Fiscalía para Desaparecidos cuenta con 17 millones de pesos para buscar a más de 3 mil desparecidos del estado de Jalisco… Vamos a aprovechar todo ese cochinero que están haciendo en la ciudad y lo que viene para nosotros visibilizar que hay un grave problema de miles de desaparecidos en el país y en México y en Jalisco”.

Así que ante la ausencia de propuestas específicas para combatir la desaparición de personas y de protección a la juventud, los universitarios intervienen la publicidad política de los aspirantes con la leyenda: “Dónde están”.

Vía Paco Zea

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here