En Estados Unidos una mujer fue condenada a pasar más de 40 años en prisión luego de que se declarara culpable por promoción de pornografía infantil de su hija de 2 años de edad.

La mujer, identificada como Sarah Peters de 25 años, fue descubierta gracias a la acción encubierta de un detective que creó una identidad ficticia en internet para hacerse pasar como supuesto cliente en transacciones sexuales con menores.

El detective llegó a un acuerdo con la mujer para que le entregara a su hija de 2 años de edad con el propósito de tener sexo con ella a cambio de mil 200 dólares.

Cuando Peters se desplazó con la niña hasta la ciudad de Conroe, al norte de Houston, pero fue interceptada por un grupo de investigadores de la unidad especial de crímenes contra niños del condado Montgomery, Texas, y agentes del Departamento de Seguridad Nacional.

El jefe de la unidad especial de crímenes contra niños, Tyler Dunman, señaló su sorpresa y molestia por las acciones de la joven, “Es difícil creer que una madre exponga voluntariamente a su propia hija a este tipo de peligro”, dijo.

La madre se declaró culpable de tres cargos que le imputaban por exponer a su hija a abuso sexual, intento de tráfico de personas y promoción de pornografía infantil, por lo que el juez del condado Montgomery la condenó a 40 años de prisión.

El cargo de abuso sexual en Estados Unidos es un delito agravado por el que alcanzó la pena de 40 años, mientras que por los otros dos cargos la sentencia fue de 20 años, pero los pagará de manera conjunta y no será elegible para libertad condicional hasta 2038.

“Si no hubiera sido por la intervención oportuna del detective encubierto, esta niña hubiera sido víctima del peor tipo de abuso”, subrayó Dunman.

Vía Paco Zea

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here