Luego de que el pasado fin de semana un camión de materiales se impactara contra un autobús de pasajeros provocando la muerte de 11 personas, habitantes del poblado de Santa Inés retuvieron a funcionarios de la Secretaría de Movilidad del Estado de México, en protesta por la negativa de cubrir las indemnizaciones correspondientes.

Desde el día de los hechos, los vecinos han retenido seis unidades de transporte de la ruta que recorre la región, para presionar un encuentro entre los representantes de la ruta y las autoridades del gobierno del estado para llegar a un acuerdo de cómo se indemnizarían a los familiares de los deudos, y los programas para darle mantenimiento a la carretera Calpulalpan-Texcoco.

Los habitantes denuncian que en esta vialidad se producen constantes accidentes vehiculares, por lo que exigieron a las autoridades tomen cartas en el asunto.

No obstante, los representantes de la ruta Serutex no llegaron a la reunión, por lo que los vecinos retuvieron a los funcionarios y amagan con tomar la terminal de camiones en Texcoco.

Los inconformes quienes inicialmente permitieron que los funcionarios tuvieran contacto con la empresa de camiones, les quitaron sus celulares y advirtieron que no permitirán que se retiren hasta tener una respuesta favorable.

En el accidente, ocurrido en el kilómetro 32 a la altura del poblado de Santa Inés, estuvieron involucrados un microbús de la línea México-Texcoco con número económico 6525 de la empresa Serutex y un camión de carga.

El incidente dejó además decenas de personas lesionadas en el sitio, por lo que la vialidad se vio severamente afectada por el paso de unidades de emergencias.

Vía Paco Zea

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here